Qué es el sexo anal y dudas frecuentes

El sexo anal es una práctica sexual cada vez más extendida. Una práctica sexual aún tabú para muchos pero que cada vez son más los que se animan a probar. Entre el 20 y el 45% de las parejas heterosexuales jóvenes lo practican, así como el 75-85% de los hombres homosexuales.

¿Quieres saber más sobre el sexo anal? No te pierdas este post y sabrás todo lo que necesitas saber sobre él.

Qué es el sexo anal

¿Qué es el sexo anal?

El sexo anal es una práctica sexual en la que el pene es introducido por el ano de la otra persona. Esta práctica también es conocida como coito anal, pedicación o sodomía.

Esta es una práctica controvertida, ya que aunque para muchos puede ser dolorosa, para muchos otros el sexo anal es muy placentero, incluso se puede llegar al orgasmo. Por tanto, el sexo anal es una cuestión de gustos. Hasta que no lo pruebes no sabrás si para ti es algo placentero o puedes seguir viviendo sin él…

Eso si, si te animas a probarlo que sea porque quieres, no lo hagas forzado ni bajo presión. Es una práctica en la que debes estar cómodo y relajado, y de la que no disfrutarás si no así. Pero de la que se puedes disfrutar si estás relajado y con la ayuda de un buen lubricante anal.

El ano no puede producir su propia lubricación como si lo hace la vagina. Por ello, esto es fundamental el uso de lubricante para ayudar a introducir el pene o cualquier otro juguete en el ano sin dolor, evitando también que el condón se rompa.

Si estás interesado en probar y es tu primera vez, te recomendamos estos otros artículos que te pueden interesar:

Y recuerda esto siempre, si el sexo anal te duele, para. Si es una práctica que te resulta muy dolorosa o con la que te encuentras incómoda, no debes continuar.

Mejor probar en otra ocasión antes que llegar a cogerle miedo, o si no es algo con lo que te sientas cómodo o cómoda, no tiene porque gustarte. Una experiencia negativa puede hacer que provocar que no volvamos a intentarlo.

 

Qué se siente al tener sexo anal

El ano es un esfínter se encuentra cerrado, por ello, esta práctica puede ser dolorosa si previamente no se ha distendido el músculo. Para esto, se recomienda estimular antes mediante masturbación para que la musculatura se relaje y la penetración sea más fácil.

En el área anal se encuentran numerosas terminaciones nerviosas muy cercanas a las zonas sensibles de los órganos sexuales y a los músculos pévicos que se encargan de proporcionar el orgasmo. Por esta razón, la penetración anal puede ser muy placentera si se hace bien.

Sexo anal

Además, para los hombres, la penetración anal masajea la próstata, que se estimula accediendo al recto a través del ano a unos aproximadamente 5cm de la entrada del ano. Esta estimulación de próstata produce intensos orgasmos y mucho placer.

Pero el sexo anal no es exclusivo de las relaciones homosexuales entre hombres o ser la mujer penetrada analmente por el hombre. También puede una mujer penetrar analmente a un hombre o a otra mujer gracias a los juguetes anales disponibles hoy en día en el mercado. Y es que el gusto por el sexo anal en los hombres no hacer referencia a que sus gustos sean homosexuales.

El sexo anal es muy placentero para muchos hombres, y por ello son muchas las relaciones en las que la mujer penetra al hombre con ayuda de estos juguetes anales.

Y tampoco es una práctica exclusiva de los humanos, y es que también se ha visto a primates y otros mamíferos realizando esta práctica.

Dentro de la sexualidad anal hay otras forma de estimulación más allá de la penetración, como puede ser la masturbación anal con los dedos, el sexo oral-anal (anilingus)

Qué pasa si tienes sexo anal

Teniendo sexo anal puede pasar que te resulte una práctica muy placentera y quieras repetir o que te sea doloroso y no quieras volver a intentarlo.

En cuanto a la salud, ¿qué pasa si tienes sexo anal?

No tiene porque pasar nada. El sexo anal, obviamente, no puede dejarte embarazada, y en cuanto a las enfermedades de transmisión sexuales, pueden darse de la misma manera que con el sexo vaginal si no se toman las precauciones necesarias.

Para evitar cualquier ETS, incluyendo el VIH, se debe de usar condón en cualquier tipo de relación. También es importante saber que no se puede usar el mismo si vamos a cambiar de sexo vaginal a sexo anal. Hay que cambiar de condón para cambiar la practica sexual.

Deja un comentario